Velar por el cumplimiento de las leyes y reglamentos del sector energético, regulando, supervisando y aplicando las políticas energéticas que contribuyen a la estabilidad, eficiencia y sostenibilidad de los subsectores de electricidad e hidrocarburos, garantizando que tanto las empresas como los consumidores cumplan con sus obligaciones y gocen de sus derechos conforme la ley.

Que se perciba al INE como la institución que de manera transparente, equitativa, eficiente y oportuna, desde la función reguladora, contribuye a que el sector energético se desarrolle íntegramente por el bien común de la nación.

  • Respeto a la dignidad humana.
  • Bien común.
  • Integridad.
  • Imparcialidad.
  • Probidad.
  • Compromiso.
  • Legalidad.
  • Credibilidad.
  • Responsabilidad.
  • Protección al medio ambiente.
Scroll hacia arriba